Cosas de Hoyo publica reportajes sobre casas históricas de Hoyo: Casa Tanuchi y Villa Carmen

Indalo, otra casa histórica de Hoyo de Manzanares

Fue en el año 1946 cuando Pedro Tenorio y Carmen González compraron esta casa situada en la calle Erillas. Estaba iniciada y ya tenía levantadas las paredes sobre los cimientos. Toda de piedra tenía porche, barandilla, también de piedra, y un jardín grande con pozo y piscina. La terminaron de construir y la llamaron Villa Carmen. La familia la utilizó como residencia de verano hasta 1966, puesta en venta cuando murió Juan, el hijo de Carmen. Su otro hijo, Pedro Tenorio, se casó con Matilde Matanzo en el año 1953 y formaron una gran familia que todos conocemos. Carmen González, conocida por Doña Carmen, participó activamente en la vida de Hoyo, sus fiestas, procesiones……

La casa, en venta, estuvo muchos años cerrada sin habitar hasta que en 1984 fue adquirida por sus actuales propietarios. Se llamó desde entonces Indalo, que es una figura de origen ancestral que se encuentra en la cueva de los Letreros en Vélez-Blanco (Almería). Dicha cueva fue declarada Monumento Histórico Nacional en 1924 y posteriormente Patrimonio de la Humanidad.
Representa a una figura humana con los brazos extendidos y un arco sobre sus manos.
Los nietos de Matilde, Amós, Susana, Paula y Candela escuchan a su abuela y están elaborando la historia de su familia. Son ellos los que nos han facilitado esta información. Gracias.
Algunas de estas imágenes están incorporadas en el libro Historia Gráfica de Hoyo de Manzanares, que saldrá a la calle el próximo 25 de abril.
Publicado por Cosas de Hoyo el 4 de abril, 2015

La histórica Casa Tanuchi de Hoyo, indefensa por silencio administrativo

Una de las casas más antiguas de Hoyo que se mantiene en pie está ubicada en la Puerta del Sol. El solar que tenía Paula Blasco Martín, en 1916 se lo vendió a José Muñoz del Castillo.En 1921 construyó la casa de dos plantas y la  llamó Villa Carmen.  En 1931, en subasta pública, fue adquirida por Santos Jiménez,  no conforme con el nombre que tenía la llamó Tanuchi, pero como este nombre se asociaba a sus hijas, volvió a cambiarlo y pasó a ser “El Linar”.Con este último cambio no evitó que todos los vecinos continuaran conociendo esta construcción como casa Tanuchi.

En julio de 1935, Don Santos alquiló la planta baja de la casa para fines comerciales. Así Francisco Benito puso una tienda de comestibles que fue saqueada en guerra y tuvo que ser cerrada.
Cuando estalló la guerra en el verano de 1936 la familia Jiménez estaba veraneando en la casa y compartieron con el ejército republicano la vivienda que fue ocupada por los soldados de forma amigable. La casa llegó a denominarse en esa época “El Hogar del Combatiente”.
En 1940 Francisco Benito traspasó la tienda situada en la planta baja a Eugenio Calderón que instaló un bar que en 1950 traspasó a su vez a Paulino Bravo. Éste continuó con el bar hasta 1969, fecha en que cambió a Ricardo Izquierdo. En 1973 pasó a ser la sede del Banco de Levante y más tarde Banco Zaragozano hasta 2005.

Finca protegida
Con fecha 23 de marzo de 1998 se publicó una Resolución de la Secretaría General Técnica de la Consejería de Obras Públicas, Urbanismo y Transporte, relativa a la Modificación Puntual de las Normas Subsidiarias de Planeamiento en el ámbito del Polígono Z-1 , promovida por el Ayuntamiento de Hoyo de Manzanares.
Con esta resolución la casa “El Linar” es un Bien a Proteger calificando el jardín como zona verde y el edificio para equipamiento Espectáculos y Salas recreativas. Este cambio en las Normas
sería para crear una zona dotacional en suelo de uso y dominio público y la expropiación sería el sistema de actuación. Después de 17 años el Ayuntamiento no ha iniciado los trámites para la ejecución de la resolución.
Según un informe de la Dirección General de Urbanismo, el Ayuntamiento debería proceder a la Modificación Puntual de las Normas para que la propiedad pase a recuperar la calificación que tenía antes de 1998.

La familia propietaria de la casa mantiene con el Ayuntamiento desde hace años una serie de desencuentros y desinformación, lo que les sitúa en una total indefensión ante el silencio administrativo. Las afrentas urbanísticas se suceden un año tras otro con la colocación de barandillas, subida de la altura del bordillo, lo que le impide acceder al garaje, hilera de contenedores de basuras y la denegación de obras de mantenimiento, asegura la familia.
Por todo esto la familia declara que “la postura del Ayuntamiento continua siendo de un desinterés absoluto hacia nuestra finca” y desearía que se solucionara el problema.
Las fotografías antiguas serán publicadas en el libro “Historia Gráfica de Hoyo de Manzanares”, que sale a la calle el 25 de abril.

Publicado por Cosas de Hoyo el 28 de marzo, 2015
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s